recogida de una actualidad con el ánimo de archivo y la opinión personal

martes, 29 de octubre de 2013

La VIRTUD del progreso vs. la inocua CÓLERA colectiva




"La Sareb, más conocida como banco malo, acaba de “regalar” casi un millar de viviendas de Bankia al fondo buitre HIG Capital a 51.000 euros la unidad. Las casas, repartidas por distintos puntos del Estado español, serán revendidas por la inmobiliaria Monthisa. Como el banco malo (45% público vía FROB y dependiente de la Comisión Europea) no brilla por su transparencia, no ha trascendido si esas viviendas proceden de desahucios a particulares o de daciones en pago de inmobiliarias. También se desconoce con exactitud cuánto dinero ha desembolsado finalmente el fondo buitre y cómo ha sido la forma de pago. Información toda ella que debería ser pública, como públicos son los 52.973 millones de euros que el conglomerado llamado Sareb está costando. Llamada Bull (“Toro”, en inglés), esta operación ha consistido en vender 939 viviendas más 750 plazas de garaje, trasteros y un local comercial ubicados en la Comunidad Valenciana (343), Andalucía (275), Canarias (129), Madrid (86), Murcia (44), Cataluña (38), Baleares (19) y Cantabria (cinco). La venta, por cien millones de euros, se ha acordado con el fondo buitre radicado en Miami HIG Capital, que cerrará la operación a través de su filial especializada en deuda Bayside Capital. En la merienda también han participado KPMG, Baker & McKenzie, Ashurts y la inmobiliaria Montoro e Hijos, S.A., elegida por “el inversor” (HIG) para revender el lote. El representante en Madrid de HIG Capital es Jaime Bergel Sainz de Baranda, ex Goldman Sachs, ex Merrill Lynch y Gala Capital" (fuente).

Gràcies mare.


-------------------------------------------------------------





Resulta siempre sorprendente, obviamente para un neófito del tema, descubrir que mediante una leve indagación surgen fácilmente la mayoría de los artificios que ciertos seres humanos se proponen para consolidar su propia super(mega)vivencia, ya sea de forma individualizada o en pequeñas cédulas de actividad económica.  En tiempos pretéritos, uno debía escudriñar profundamente para poder desenmascarar cualquier secreto en la sociedad referente a inversiones, presupuestos, dictámenes, valoraciones, negocios, etc.., que vulnerase cualquiera de las bases en el rigor de una sociedad presuntamente civilizada y en abierta y declarada democracia.  

Hoy día todas las fuentes informativas sobre la corrupción emanan a través de las juntas de pavimentación de todas las aceras de la ciudad, brotando desmesuradas de una forma catastrófica aunque sin producir efecto social alguno sobre el origen del problema.  Por lo menos, hasta ahora.  Los denunciados salen indemnes de cualquier juicio social, las denuncias son convertidas en vulgar papel mojado..

Quizás estemos practicando la forzosa entrada en una nueva era de consentida estupidez capital colectiva.  Quizás el destino esté escrito en mayúscula por aquellos que verdaderamente creen que el liberalismo ("neo" o viejo) supera con creces los predicados marxistas más fundamentales y equilibrantes sobre la sociedad. 

Quizás estemos derivando nuestra existencia hacia la eventualidad, la contingencia y la desmaterialización de las estructuras intelectuales que fueron creadas durante los últimos siglos, principalmente, para equilibrar la sociedad y la democracia a un nivel global.

El caos en un sistema total.

Cierto es que cada vez uno se encuentra más desprotegido ante los abusos que practican los que permanecen en las altas capas del poder.  Aunque no debemos abandonar la idea de que todo ciclo comienza y se precipita hacia un final.  Como el que practicó la monja "fumeta" al recurrir a su amado virtual, quien trazó su certero camino con la feliz ayuda del thc, para poder sanar y emancipar su descompuesta mente estructurada por los vocablos de la mentira descarada y las doctrinas de la fe..

El sino de toda esta gentuza acaba encajado como el de todos los demás..  El periplo será algo distinto y aunque uno sea un monje, de nada le servirá ir conduciendo en un Ferrari de A a B o de B a A..