recogida de una actualidad con el ánimo de archivo y la opinión personal

miércoles, 18 de febrero de 2015

KOCH-a-doodle-do brothers y la gallina que incubaba huevos rancios





"Como resultado de la desastrosa decisión de la Corte Suprema de Citizens United, multimillonarios y grandes corporaciones pueden ahora gastar una cantidad ilimitada de dinero para influir en el proceso político.

Tal vez, los grandes ganadores de Citizens United son Charles y David Koch, dueños de la segunda mayor empresa de gestión privada en América, Koch Industries.

Entre otras cosas, los hermanos Koch poseen refinerías de petróleo en Texas, Alaska, Minnesota y controlan unos 4.000 kilómetros de tuberías.

Según la revista Forbes, los hermanos Koch ahora valen 80 mil millones dólares y han aumentado su riqueza 12 mil millones dólares más desde el año pasado.

Para los hermanos Koch, una riqueza de 80 mil millones de dólares, al parecer, no es suficiente. Ser propietarios de la segunda empresa privada más grande en Estados Unidos no es, al parecer, lo suficientemente bueno. No parece que van a estar satisfechos hasta que sean capaces de controlar todo el proceso político."..


fuente: Bernie Sanders, Senador por Vermont de los EUA.
traducción: canko


----------------------------------------------------






Dice David Koch en una entrevista que se siente "conservador en materia económica y liberal en materia social".  Este humilde servidor dice que es un flagrante mentiroso y que demuestra una gran voluntad, no sólo de manipular la sociedad a su propio beneficio, sino que se asemeja a las lineas de pensamiento totalitarias que algunos dictadores, especialmente los más atroces perpetradores de genocidios y masacres, ya han ejercido a lo largo de la historia de la humanidad.  

Tildar públicamente de farsante a alguien tan asquerosamente rico y poderoso como David Koch puede constituir un descarado ejercicio de torpeza mental, aunque desde aquí lo asumiremos con determinante solvencia y sin sentirlo apenas como una temblorosa temeridad.  El día en el que alguien de su entorno lea este humilde espacio, probablemente sea demasiado tarde para perseguir legalmente a su insignificante, desvalido y modesto autor devoto a las letras de protesta si encaradas hacia la denuncia del abuso social. 

Posiblemente, en ese particular momento (¿quién sabe..?) nos encontremos de cara los tres en el infierno cronometrando las eternas e infinitas jornadas de agonía que nos esperan, socarrando nuestros errores con la combustión de las llamas que la podredumbre y el ardor de nuestra realidad han iniciado en nuestra existencia terrenal.

Manipular mediante la descarada inversión del capital propio sobre el destino del planeta es como atiborrar a los infantes, con sus progenitores presentes, con caramelos envenenados durante la salida escolar. 

Permanecer en esa linea de pensamiento manifiesta una pétrea voluntad en verificar las capacidades del ser humano para determinar su posesión sobre el destino de los demás, auto-capacitándose a controlar el sino de la gran masa social mediante un elemento que pronto, seguramente, cesará de perseverar.  El capital como hoy lo entendemos debe ser expuesto ante el juicio de toda la humanidad para que, de una vez por todas, vetemos de forma sonora el poder de su implantación y la capacidad que posee de manipular toda nuestra realidad.





Saquen ustedes sus conclusiones, pues detrás de los Koch, tal y como ellos nos advierten a través de su salida a la luz pública buscando el protagonismo que conduce a aumentar el crecimiento de su absurda fortuna, existen cientos de demonios más de su calibre que debemos sinceramente ajusticiar.

Su ambición les impide ver que su actitud es tan devastadora como el que cría gallinas ponedoras de una especie sana y las infecta con toxinas para obtener huevos podridos con los que nos vamos todos a envenenar..




.